Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?

Logo de ibercampus.es    Acceder a la versión normal
Ir a la portadaIr a la siguiente noticia
Otras políticas de inclusión
17 Octubre, Día Internacional de Erradicación de la Pobreza
Ser pobre se hereda,y antes delCOVID ya eran el 10% de hijos de gerentes,profesionales ycientíficos

    


Ante este 17 Octubre 2020 como Día Internacional de Erradicación de la Pobreza, numerosos estudios resaltaron que el COVID causará más pobres: ONU y OIT (Organización Internacional del Trabajo) estimaron que crecerán en 70-140 millones de personas en todo el mundo. En España serán más de 1,1 millones. Así lo apuntan Oxfam Intermón, Save the Children, Cáritas y Foessa, coincidiendo en que mujeres y jóvenes llevan las de perder. Pero el Gobierno ha preferido decir decir que la pobreza se hereda.

En España, la pobreza se hereda: quien ha nacido y crecido en la pobreza muy probablemente será pobre de adulto. Esta transmisión de la pobreza de padres a hijos supone, en última instancia, una reducción de la igualdad de oportunidades, ya que la movilidad social tiene más que ver con el origen que con el mérito individual, dice la nota de prensa transmitida del Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil difundida desde el Palacio de la Moncloa ante la conmemoración este sábado 17 de octubre como el Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza. Es algo que sucede en todo el mundo según  evidencia desde hace tiempo la literatura académica, empezando por el país considerado de mayor riqueza actualmente, los Estados Unidos, donde algunas estimaciones de pobreza entendida como riesgo ascendían en el año  2018 a los 140 millones, si bien las últimas estimaciones del relator especial de la ONU sobre la pobreza extrema y los derechos humanos urgía al Gobierno de Trump a hacer mucho más para evitar la pobreza de la clase media, pues temía que a los 40 millones de pobres permanentes se sumen otros 47 millones de parados este verano, gran parte de los cuales vendrán de profesionales, gerentes y cientificos,  aunque mucho menos que la media, y por ello la clase media norteamericana se caracteriza por endeudarse e incluso sacrificar el acceso a la vivienda para dar buenos estudios a los jóvenes: durante la pasada crisis financiera los préstamos a hogares para estudios crecieron un 105% mientras se reducía el 1% de la deuda total de las familias, pues caídan un 33% los créditos para vivienda y un 8% las hipotecas, aunque subian el 46% para comprar coches, 10% para consumos con tarjetas que han acrecentado el oligopolio de VISA y MasterCard.  

Aunque no dice qué está pansado en España con la pobreza durante los 8 meses que van de pandemia,  el último informe del Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil, titulado La transmisión intergeneracional de la pobreza, explica que la transmisión intergeneracional se observa cuando se ponen en relación el riesgo de pobreza de personas adultas y el origen familiar. Tal relación se mide mediante dos indicadores extraídos del módulo de transmisión intergeneracional de la pobreza de la Encuesta de Condiciones de Vida: la ocupación del padre y la situación económica del hogar durante la adolescencia.

Al margen de recientes informes internacionales como los de ONU, OIT o esta misma semana el FMI, respecto a España lo que no dice el Gobierno desde Moncloa sí lo acaban de decir,  entre otros, Save the Children en informes similares con motivo del Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza: más de 2,1 millones de niños sufren pobreza en España, una situación de vulnerabilidad que con la pandemia ha empeorado "notablemente" y podría alcanzar a finales de este año a uno de cada tres niños (33%) cuando ahora ya es del 27,4%.Las cifras son el resultado de la última encuesta realizada en junio por la ONG con el título "¿Qué nos cuentan las familias?" en el que han preguntado a 911 familias de seis comunidades autónomas y de la ciudad autónoma de Melilla. Algunas de sus cifras son acordes con las estimaciones de Ibercampus.es a partir de las últimas estadísticas oficiales más fiables, mientras desde el Gobierno se habla de otros record históricos con triunfalismo: España tiene 6 millones de ocupados menos que al empezar 2019, mayor pérdida que en otras crisis en términos de empleos equivalentes, pues la crisis energética destruyó 2,2 millones y  la financiera otros 3,72. Estos son los últimos datos de Save the Children:

-De las personas que han visto modificada su situación laboral con la COVID 19 el 93% de los casos se ha  visto afectados negativamente.

-El nivel de ingresos medio ha caído un 31% entre las familias que atendemos en los últimos tres meses.

-Ha aumentado significamente (un 27%) el número de familias sin ingresos, mientras que han caído un 52% el número de familias con mayores niveles de ingresos ( de 1.000 a 1.200 euros).

Por su parte, Oxfam Intermón, en su informe  Después será demasiado tardeadvierte que, si no se toman medidas como blindar la sanidad y la protección social, la pobreza podría aumentar en España en más de 1,1 millones de personas por el impacto de la pandemia de coronavirus, y la cifra de ciudadanos en situación de pobreza alcanzaría los 10,9 millones. Según nuevos cálculos de Oxfam Intermón, con este aumento, se pasaría del 20,7% de la población en situación de pobreza antes de la COVID-19 al 23,07% tras los efectos del coronavirus.No poder afrontar gastos imprevistos o tener que pedir dinero a parientes o amigos para salir adelante es una realidad a la que se enfrentan alrededor de 7,8 millones de personas en España.

Esta situación, agravada por la pandemia de COVID-19, deja a cientos de ciudadanos dentro de un mercado laboral grave, con empleos temporales e informales, según Cáritas y Foessa, que han presentado este miércoles dos informes: Economía Solidaria 2019 y Vulneración de derechos: Trabajo decente, coincidiendo con la Jornada Mundial por el Trabajo Decente.

No obstante, el informe del Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil publicado por Moncloa resalta que, con respecto a la ocupación del padre, los datos muestran que 1 de cada 3 hijos de padres con "ocupaciones elementales" se encuentran en riesgo de pobreza de adultos. En cambio, en los hijos de "directores o gerentes" esta cifra es de 1 de cada 10, más de tres veces menor.

La situación económica del hogar en el que se crece también afecta en gran medida al riesgo de pobreza en la adultez. Los datos muestran que más de la mitad de las personas que crecieron en hogares con una situación económica muy mala padecen riesgo de pobreza en la actualidad. Por el contrario, solo el 14% de las personas que crecieron en un hogar con una situación económica muy buena sufren este riesgo.

Tener hijos aumenta el riesgo
Tener hijos e hijas es un factor de riesgo para las familias con menos recursos que, en términos relativos, asumen mayores costes de crianza.
En el caso de personas que crecieron en hogares en los que el padre tenía una ocupación elemental, la posibilidad de encontrarse en pobreza de adultos es 10 puntos porcentuales mayor si tienen hijos o hijas.
El riesgo de pobreza aumenta también entre las personas que crecieron en un hogar con una situación económica mala o moderadamente mala y en la actualidad tienen hijos o hijas, en este caso 14 puntos porcentuales.
La evidencia de la transmisión de la pobreza y el riesgo que supone tener hijos que, a su vez, se enfrentarán a esa misma pobreza, nos posicionan en un escenario claro: en nuestro país la pobreza es hereditaria.
Romper el círculo
La adopción de medidas basadas en la inversión en familia e infancia, el blindaje de un sistema de prestaciones estable, eficaz y eficiente, el desarrollo de una fiscalidad más justa, la mejora de las condiciones del mercado laboral y la promoción de un sistema educativo inclusivo y de calidad desde la primera infancia han de ser las herramientas que rompan este círculo de desventajas que es la pobreza en nuestro país.
Este sábado 17 de octubre celebramos el Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza, reconocido por la ONU en 1992. Casi tres décadas después, esta continúa siendo una deuda pendiente de nuestro país, sobre todo con la infancia: España es el tercer país de la UE con mayor tasa de pobreza infantil, solo por detrás de Rumanía y Bulgaria. Trabajar por la ruptura de este círculo de pobreza ha de ser un objetivo de Estado hasta alcanzar un horizonte en el que todos los niños y niñas en nuestro país tengan las mismas oportunidades sin importan las condiciones de su nacimiento.
Noticias de portadaArtículos relacionados
ONU urge abrir escuelas y triplica la previsión de los pobres que causará COVI19:hasta 140 millones
España baja en el ranking de capital humano de BancoMundial los 2 primeros años de Gobierno Sánchez
América Latina infragrava riqueza y beneficios cuando su COVID 19 crea otros 52 millones de pobres
Temor a que las 3 nuevas universidades privadas de Madrid (ya suman 13) empobrezcan a las 6 públicas
Noticias de portadaOtros artículos de Otras políticas de inclusión
España baja a país 18°en equidad de género, mejorada con la COVID en el mundo desarrollado y latino
La COCEMFE pide al Congreso escuchar a la discapacidad y una atención centrada en las personas
La ONU critica a España por irresponsabilidad en la Cañada Real y las administraciones pasan pelota
Acuerdo social en el complemento para reducir la brecha de género en pensiones: casi 400 € año-hijo
Celaá lanza con 54 entidades otra Alianza, ahora por el talento STEAM ´Niñas en pie de ciencia´
© 2021  |  www.ibercampus.es   | Powered by 
Política de cookies  |  Política de privacidad
Ir a la portadaIr a la siguiente noticia